Tengo en las manos mis recuerdos y es como si tuviera unos mapas de m..." /> Melancolía de adultos – El Perla Negra

Síguenos en Facebook:


Historias

Publicado en septiembre 4th, 2015 | by Katia Olalde

2

Melancolía de adultos

Tengo en las manos mis recuerdos y es como si tuviera unos mapas de mi propia vida, con detalles y observaciones, puntos finales y puntos suspensivos; mis recuerdos han recorrido lo cotidiano con plenas reflexiones rebosantes de amor por la persona que está mi lado.

Cuentas Netflix

En ocasiones me acompaña mi mochila peregrina, por las veces que salí y entré de la casa de mis padres, encontrándome a veces al borde de la extrema fatiga, sin embargo puedo decirte que he caminado, saludado, observado, escuchado, compartido, sembrado, cosechado, aprendido, construido, siguiendo tu mirada y los latidos de tu corazón.

Con las zapatillas de viaje con que me toca viajar, surcaré el espacio, viajando por tierra o por abruptas montañas, callejones y viejos caminos para ir del frío más atroz al calor mas abrumador y con una lluvia de estrellas si lo llego hacer de noche; prometo entonces que te tomaré de la mano y visitaremos rincones escondidos, cunas de escritores por alguno libro que leeré y te compartiré, que en ocasiones me encontré con ellos y con los poetas de antaño.

tumblr_lvtg2yWjXd1qmzhmeo1_500_large

Podremos escuchar la palabra de Dios a cada momento y comprobar lo que te dije algún día, que todo lo que se pide bajo el cielo tiene su hora;  si tú quieres visitaremos las ruinas de mis queridos y perdidos recuerdos,  ciudades llenas de iglesias, mercados y hasta bazares. Caminaremos por avenidas y calles empedradas, podremos visitar casas humildes y me uniré entonces a las grandes cosas que quisieras conocer, conocerás costumbres y otras culturas, otras tradiciones tan lejanas a ti por la distancia, pero tan cercanas a ti por el interés.

Te mostraré de la manera que aprendí a ver a las personas de las clases sociales, comprendiendo las circunstancias que nos toca vivir y los deseos tan grandes por realizar y que cuando al fin podamos dormir juntos, podamos llenar nuestros corazones de un gozo simple como el de los niños y una melancolía profunda como la de los adultos.

Entonces te agradeceré el que te hayas llenado tu cabeza de nuevos nombres, los oídos de nuevos sonidos, compartiéndome tus sensaciones, degustando nuevos sabores y percibido aromas diferentes… Podremos intentar comparar el ayer con el presente y conformar el presente con el ayer. Te compartiré que en los mapas de mi vida hay líneas en  que me he cohibido, me he rebelado y después de leer nuestra historia me he quedado con la impresión de mucho atrás haberte conocido, haberte escuchado haberte comprendido… Para llegar al punto exacto en que te he alcanzado.

Cuentas Netflix


Publicado por

Guerrera por convicción y mujer fina por naturaleza, la vida me dio la oportunidad de ser madre y el tiempo de gozar esa dicha, llena de sentimientos reales y llena de lecciones diarias, los valores fueron la herencia de mi madre, aprendí a vivir los días con colores variados, a veces oscuros y en ocasiones de color, donde el brillo de mis ojos siempre marco la diferencia, soy ferviente admiradora de Gabriel García Márquez, del cual siempre cito frases precisas y exactas en los momentos difíciles de mi vida, crecí como la penúltima de nueve hermanos, de los cuales se fueron iendo sin pedirle permiso a la vida, servicial por devoción, a veces astuta en situaciones especiales, pero siempre leal en el amor, como dirían mujer valiente y valiosa, sensible, humana, a veces terca y testaruda pero con un gran corazón, entregada y dispuesta siempre a ayudar, buena madre , buena hija y excelente amiga un poco mal hablada en ocasiones, pero eso es por los momentos en tiempos de cólera y de injusticia, con cierto pudor por los acontecimientos sociales de esos que muestran la libertad sexual de las personas, sin embargo adaptable, objetiva y sin miedo a perder, eso me ha hecho siempre crecer como persona, como humano y como mujer, con empatía a cualquier persona, nunca necesito decir préstame tus zapatos, para saber el sentir de quien quiere, respetable, educada y siempre tratando de ser mejor.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir ↑