Era un día común, desperté temprano, lleve los niños a la escuela..." /> Tuve un Sueño… Era mi Padre – El Perla Negra

Síguenos en Facebook:


Historias

Publicado en junio 15th, 2015 | by Perla Batiz

0

Tuve un Sueño… Era mi Padre

Era un día común, desperté temprano, lleve los niños a la escuela, regresé a limpiar la casa y entonces recibí una llamada.

Era la voz de un hombre que decía ser mi padre. Eso no podía ser real, porque mi padre había fallecido 3 años atrás, así que deje que el hombre hablara, muy probablemente se trataba de una broma de adolescentes o quizá un extorsionista, ya que estaban muy de moda y más en este país.

Cuentas Netflix

Lo más extraño fue cuando ese hombre mencionó mi nombre y me dijo: -¡Hola Elena! ¡He intentado hablar contigo en diferentes ocasiones y nunca me has querido escuchar! ¡Te espero mañana en mi casa, es un día especial y quiero estar contigo!-

Le respondí… -Tú no eres mi padre, él ya falleció-.

Entonces me di cuenta que aquel hombre había colgado.

Me quedé un tanto pasmada, no comprendí el motivo real de esa llamada; así que continúe con mis actividades.

Una hora más tarde, tocaron a mi puerta. Me asomé por la ventana y era un vagabundo, así que no le abrí.

-¿Qué desea?-… Le pregunté. Él no respondió nada y sólo me arrojó un sobre por debajo de la puerta. Vaya que este día se había vuelto extraño para mí.

Abrí el sobre y había un papel que tenía escrito una dirección, era una invitación que decía…- ¡No faltes hija Elena!- La verdad me dio mucho temor, mi esposo estaba trabajando, mis hijos en la escuela. – ¿Quién era ese hombre?- Pero mi intriga fue mayor, así que fui hacia la dirección que me dejaron…

Llegué a un lugar en donde había una multitud de personas, escuchaban a un hombre que estaba en una tarima. Incliné mi cabeza para que no me notaran. Mi temor había desaparecido, entre tantas personas dude que alguien se atreviera hacerme algún daño, así que tomé un asiento para escuchar al hombre.

Las personas que estaban ahí, aplaudían extasiados, algunos otros gritaban con júbilo y levantaban sus manos. Por un momento creí que estaban locos o tal vez se trataba de un ritual, la verdad estaba algo raro. Mis ojos estaban atónitos de lo que ahí pasaba, realmente ni siquiera puse atención a las palabras de aquel hombre. Para mi pensar y basándome en mis conocimientos, esas personas eran simples borregos siguiendo un líder porque no saben tomar decisiones en su vida. Lo más seguro es que todos habían sufrido tanto y eran personas de lo peor, la mayoría drogadictos, prostitutas, alcohólicos, divorciados y demás.

Mi vida comparada a la de ellos no se asemejaba en lo mas mínimo, a mí me iba bien económicamente, tenía una familia, podía darme mis lujos y no entiendo cómo fue que llegó a mí esa invitación, si soy una mujer ejemplar. No comprendía.

¿Por qué tanta faramalla? ¿Por qué tanto gozo? Gente hipócrita, ridícula e ignorante que va a perder su tiempo. ¿Quién se atrevería a llamarme? ¿Quién habrá sido ese hombre? ¿Por qué me llegó esa invitación? Tenía tantas preguntas, pero no me atrevía a cruzar al menos una palabra a esas personas que se creen que todo lo saben.

Terminó el evento y me retiré para seguir con mis actividades. Al anochecer y acostarme para dormir, no dejaba de pensar en lo que había sucedido ese día. Generalmente nunca me quedaba tiempo para nada y casualmente pude asistir a ese lugar, eso definitivamente fue coincidencia.

Sin darme cuenta, me quede dormida. Entonces tuve un sueño. Era un lugar muy hermoso, corría el viento en mi cara demasiado agradable, se respiraba una paz que hace mucho no había tenido, entre nubes vi una luz resplandeciente que encandilaba mis ojos y de pronto una voz a lo lejos melodiosa que me decía…

-¡Elena soy tu padre, he intentado hablar contigo en diferentes ocasiones y nunca me has querido escuchar, ha llegado la hora del juicio y en mi libro de la vida tú no estás!

hablando-con-dios1

Enseguida mi corazón comenzó a mil por hora, pensaba en mis hijos y en mi esposo, mis lágrimas no se hicieron esperar. Me incliné y supliqué: -¡Por favor! ¡nooo ahora!-

Él respondió… – ¡No he sido yo quien ha decidido tu muerte, tú las has elegido! Te crié Elena y te hice también un instructivo para que supieras llevar tu vida, envié a Juan el bautista y el también les dijo a tus semejantes…»Para que todo aquel que en él creyere, no se pierda, sino que tenga vida eterna». Juan 3:15.

No elegiste la vida eterna Elena, sino la muerte, esa fue tu decisión.

Repliqué: ¡Pero Señor, yo creo en ti!

Él respondió: ¿Y si crees en mí por qué no haces lo que yo te pido?

Repliqué:¡Soy buena mujer, atiendo a mis hijos, a mi esposo, no voy a la iglesia porque no tengo tiempo, no hago oración porque termino muy cansada y me vence el sueño, en fin de semana me voy a tomar con mis amigos porque estoy estresada, ¿que acaso no entiendes que la vida es complicada?

Él respondió… ¡Tuve misericordia de ti, cada mañana! lamentaciones 3:22-23 te di una oportunidad día a día para que me buscaras. No me culpes Elena, te amo. ¿Me amas tú a mí?

No tenía excusa, me sentía de lo peor, lloré tanto y tan fuerte que mi esposo me despertó.

Él dijo -¡Elena que tienes!-

Lo abracé fuertemente y después corrí hacia mis hijos, ellos estaban dormidos con su carita de angelitos. Enseguida pasé del llanto a la felicidad y supe que mi padre me daba otra oportunidad. Fui tan ciega, aquellos días, a pesar de que escuchaba sobre él, sus consejos no me interesaron.

Me afané en mi propia vida que no tuve tiempo para él. No reconocía que lo que tenía, él me lo había mandado, creía que mis logros los había hecho por mí misma. ¡Mi salud estaba bien a pesar de mis juergas! ¡Mi vida simplemente era causa de sus obras! ¡Fui tan egoísta!, pero ese día tomé una decisión…

Estaba segura de que yo necesitaba más de mi padre que Él de mí. Entendí que como amo a mis hijos de tal manera me ama Él a mí. Estoy totalmente arrepentida pero el Señor me ha dado vida para seguirlo hasta el fin.

Gracias Padre porque me amas y le das sentido a mi existir.

Cuentas Netflix


Publicado por

MUJER, ENAMORADA DE LA VIDA. ESCLAVA DE SUS SENTIMIENTOS. PRISIONERA DEL AMOR. NAC. 03 ENERO 1984 MTY, N.L. MEXICO.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir ↑